Jovenes inmersos en las nuevas tecnologias

La verdad es que yo soy la primera en pensar que las nuevas tecnologías son una buena opción en todos los sentidos, no solo a la hora de comprar que sí creo que han dado en el clavo, sino a la hora de buscar y encontrar lo que cada uno quiere. Claro aquí me refiero a la parte online que es la más utilizada en estos tiempos, pero también debemos fijarnos en los nuevos aparatos electrónicos que tenemos hoy en día, televisiones, videoconsolas, teléfonos móviles y una gran variedad de cosas que nos gustan y que no dudamos en comprar en cuanto tenemos oportunidad. La verdad es que esta segunda parte a pesar de que como digo creo que está muy bien debo decir que las utilizamos demasiado, por ejemplo el teléfono móvil, se ha convertido en una parte de nuestra vida imprescindible, ya que somos incapaces a vivir sin él, y cuando digo incapaces no penséis que estoy exagerando, porque no lo estoy me refiero a que recientemente han dicho en las noticias que el uso del móvil es adictivo, gente que se levanta con él en la mano y gente que es lo último que toca cuando va acostarse, un artículo sin el que no se puede estar y que por desgracia estamos inculcando a nuestros hijos desde pequeños.

Sin más no tenemos más que mirar a nuestro alrededor y ver la cantidad de madres que dan a sus pequeños un móvil, niños que ni siquiera caminan todavía, niños que no saben ni tan siquiera hablar, y que ya saben utilizar un teléfono móvil. Y es que para muchas madres se convierte en el entretenimiento perfecto, ya que, si tienen que hacer la comida y el niño no para de molestar con tan solo ponerle el móvil delante de la cara se resuelve el problema, una pena, pero real. Lo que también causa furor entre niños más mayores son las videoconsolas otras que también crean adición ya que los niños pueden sumergirse durante horas frente a la pantalla del televisor y no preocuparse por nada no tan siquiera de ir al baño, un efecto negativo en su crecimiento y en su aprendizaje ya que prefieren coger un videojuego antes que un buen libro.

Menos mal que ya hay padres un poco conscientes de la situación y andan poniendo remedio, padres que entran en la web www.hipermaterial.es y que comprar juegos didácticos con los que aprender a jugar por lo menos de otra manera.